¿Los jóvenes a la obra? Sobredosis de juventud en la politica / Alan Salinas

00:04:00

Se escucha con frecuencia que los jóvenes son la reserva moral de nuestra sociedad y la renovación de la política peruana. Que es necesario que los partidos políticos, tan desprestigiados en estos últimos años, busquen formas de acercarse hacia ese sector que ha esquivado mayoritariamente la política. En otras palabras, para que los partidos se vinculen con los jóvenes deben abrir la mirada hacia nuevas percepciones sociales, tipos de organización y usos de las tecnologías de la información; en suma, deben (des)formalizar la forma de hacer política. Con el fin de contribuir a dar una pista de lo que pasa social y políticamente con nuestros jóvenes, pasaré a echarle un vistazo a los datos que nos presentan el INEI/SENAJU (1) y el UNFPA sobre el tema.
De acuerdo a la Encuesta Nacional de Juventudes del INEI del año 2011, el 27% de la población peruana son jóvenes entre 15 a 29 años. De este grupo etáreo, el 75% vive en zonas urbanas. Estas cifras nos revelan la importancia que debe tener para los partidos políticos el proponer vínculos y agendas hacia un sector fuertemente conectado al área urbana, al mercado, a las identidades y a la globalización por medio de las tecnologías de la información y comunicaciones.
Asimismo, dicha encuesta lo que nos presenta en el aspecto social es el siguiente. El 20,7% participa en algún club o asociación deportiva; el 12,4% participa en asociaciones de estudiantes; y el 9,4% en grupos o asociaciones juveniles. Vale decir, 4 de cada 10 jóvenes entre 15 a 29 años son parte de un colectivo.
Estos datos nos revelan que el movimiento participativo que tiene este grupo en diversos tipos de actividades, como las ya mencionados, es relativamente considerable. Si bien no se destaca en la encuesta el porcentaje de actividades que realizan los que están agrupados, se puede deducir que al formar parte de ellos realizan actividades con fines sociales. Revisando otras encuestas, como las realizadas en Chile (2), se puede apreciar las actividades que realizan estos grupos tanto hacia dentro de la organización como fuera de ella.
Por otro lado, el Fondo de Población de Naciones Unidas (UNFPA) en su estudio sobre juventudes (3) nos revela un dato interesante sobre el uso del internet, en el cual se señala que 7 de cada 10 jóvenes de 15 a 29 años del área urbana usan el internet; como 7 de cada 10 jóvenes rurales no lo usan.
Dichas cifras nos permite resaltar que en el área urbana la población juvenil está vinculada mayoritariamente al uso de las redes sociales, a la información y a la globalización. Desde sus espacios, los jóvenes son ciudadanos del mundo. En ese sentido, los partidos políticos deben adecuarse al lenguaje tecnológico y juvenil que nos presenta esta nueva plataforma virtual. Por otro lado, en la parte rural del país, los jóvenes todavía se comunican y acceden a la información cara a cara. En ese sentido, la intermediación política de los partidos hacia este sector se mantiene bajo los parámetros tradicionales.
En lo que respecta al aspecto político, la encuesta nos revela que el 47,7% de jóvenes de 15 a 29 años tiene interés en la política, pero es independiente; mientras que 36,2% de este grupo etáreo no les interesa.
Haciendo el análisis de los datos, se demuestra que los jóvenes no tienen apatía a la política, y por qué no decirlo, a la democracia como derecho a expresar libremente una opinión, y a reclamar sus derechos sociales y políticos. La apatía, como se escucha siempre por los medios de comunicación,  se fundamenta en otras razones, como el descrédito de los políticos, que generalmente son calificados de “interesados”, “poco creíbles” e “incumplidores”.  
Esto nos quiere decir que existe una crisis de la representación política, y no de la política como principio. Ello explica la precaria participación de los jóvenes en organizaciones políticas actualmente. Un ejemplo de la importancia de la política como valor para este grupo etáreo lo podemos encontrar en la importante participación que tuvieron los jóvenes en la recuperación de la democracia el año 2000 en la “Marcha de los 4 Suyos”, bajo régimen autoritario del gobierno de Fujimori.
Entonces se puede afirmar que los jóvenes sí están interesados en la actividad política y en ejercer su derecho al voto, pero los canales de participación tradicional que presentan los partidos actualmente, sumado al descrédito de los mismos, no satisfacen sus intereses personales y grupales. El reto está en generar en los partidos políticos instancias que permitan a los jóvenes desarrollar actitudes democráticas e integradoras, minimizando el asambleísmo y el burocratismo partidario.  Asimismo, el otro reto está en legitimar socialmente los espacios no convencionales que los jóvenes llevan a cabo cotidianamente, así como los valores y principios que motivan su participación en el espacio público.
Notas:
(1)    La Encuesta Nacional de Juventudes INEI/SENAJU 2011 se puede descargar aquí:http://dl.dropboxusercontent.com/u/53064273/senaju/pdf/PrincipalesResult...
(2)     Para mayor detalle, véase el siguiente link:http://www.mineduc.cl/usuarios/convivencia_escolar/doc/201103081148500.C...
(3)    El desagregado sobre juventudes del estudio de la UNFPA, 2011, lo puede descargar de aquí: http://www.unfpa.org.pe/jovenesenelperu

You Might Also Like

0 comentarios

Noticias en Facebook

Compilación reciente