Iquitos en la era global / Alan Salinas

20:24:00


Hace 15 años, Manuel Castells y Jordi Borja sostuvieron que las ciudades dependen cada vez más, en sus niveles y modos de vida, de las formas de articulación a la economía global. De ahí que la nueva frontera de la gestión urbana consista en situar a cada ciudad en condiciones de afrontar la competición global de la que depende el bienestar de sus ciudadanos. Para tal caso, tres factores son claves para afrontar dicha situación: conectividad, innovación y flexibilidad institucional[1].

En ese sentido, ¿Iquitos está en condiciones de afrontar la competición global como sucede en algunas ciudades como Lima, Trujillo, Piura y Chiclayo? Siguiendo los tres factores claves, que Castells y Jordi proponen, pasaré revista a lo que sucede actualmente en la ciudad de Iquitos.

En lo que respecta a la conectividad, actualmente como ciudad poseemos una precaria conexión analógica de internet. Es decir, tenemos un sistema de internet que necesita de un teléfono para poder conectarse con el mundo. Esto hace que el sistema de conectividad que se maneja sea deficiente y lento. Hasta la fecha, no contamos con internet de banda ancha que permita información rápida y fluida. Elemento importante para el vínculo de las ciudades con los circuitos de comunicación, telecomunicación y sistemas de información en los ámbitos regional, nacional y global. Esto se debe a que Iquitos (y todas ciudades de la región Loreto) no están interconectados al sistema nacional de electricidad,  lo que no permite que hasta la fecha tengamos un insumo importante para la conexión de internet de banda ancha: la fibra óptica. El año pasado, en la legislatura anterior, se aprobó la Ley[2] que permite a las ciudades de la región Loreto formar parte del sistema nacional de electricidad. Esto permitirá que dentro de breve tiempo Iquitos posea energía eléctrica barata y por ende internet de banda ancha. Claro está, si este gobierno se pone las pilas para el caso. Por otro lado, con respecto a Puertos, Iquitos hasta el momento cuenta con un precario sistema Portuario donde cada punto de flujo de navegación trabaja a su libre albedrío sin un contacto permanente. Pese a ello,  trabajan como referencia para poder tener contacto comercial con la costa peruana y con el mundo. En este punto se debe mejorar mucho con respecto a transporte, abastecimiento y recojo de productos mayores en el Puerto principal de Iquitos: Masusa. Dado que hasta la fecha el Puerto está preparado para el flujo de transporte pequeño y mediano.

En el caso del segundo factor: el de la innovación. Entendiéndose esta como la capacidad instalada en una determinada ciudad para generar un nuevo conocimiento, aplicada a las actividades económicas, basado en la capacidad de obtención y procesamiento de información estratégica[3]. Hasta la fecha, una institución que viene haciendo trabajos y estudios importantes en Iquitos y en toda la amazonía, pese a la precariedad presupuestal y al ninguneo estatal, es el Instituto de Investigación de la Amazonía Peruana (I.I.A.P.), el cual viene haciendo aporte importantes en biodiversidad amazónica, en el uso  y conservación del agua y sus recursos, en el manejo integral del bosque y servicios ambientales, en el desarrollo territorial y ambiental y cambio climático, en la diversidad cultural y económica amazónica, y en la investigación informática de la biodiversidad amazónica. Otra institución que aporta a dicho campo es la Universidad Nacional de la Amazonía Peruana (UNAP). Pero no todo lo que brilla es oro, no debemos pasar por alto el grupo humano que sale fuera de Iquitos a estudiar y que no regresa porque Iquitos no atrae para la actualización académica, dado a la precaria conexión a internet (como se explicó líneas arriba).

Finalmente, un tercer factor clave que es importante abordar es el de la flexibilidad institucional. Donde la capacidad y autonomía del gobierno local y regional para negociar con las empresas e instituciones de ámbito supra-local es importante para poder facilitar crecimiento económico, empleo e infraestructura para la ciudad. En este punto, hasta la fecha, tanto el Gobierno Regional de Loreto, como la Municipalidad Provincial de Maynas, de Punchana, de San Juan y de Belén cuentan con leyes que garantizan esta capacidad y autonomía para poder facilitar convenios y acuerdos interinstitucionales.  Para muestra dos ejemplos de leyes con las que cuentan hasta ahora el gobierno regional y locales: 1) la incorporación de los niveles subnacionales al Sistema de Cooperación Internacional no-reembolsable, Ley 28875. 2) Otro donde se señala responsabilidades es la Ley 28183, donde se anota la responsabilidad de gobiernos regionales para desarrollar proyectos de Parque Industrial. Hasta la fecha, tanto el gobierno regional y local de la región Loreto no aprovechan estas leyes, importantes para la generación de competitividad.

En conclusión, Iquitos como ciudad tiene el enorme reto de mejorar velozmente el sistema de conectividad para poder facilitar la innovación. Aparte de ello, la clase política de Iquitos debe aprovechar el marco legal vigente para facilitar el crecimiento económico, educación de calidad,  infraestructura y empleo. Para ello se necesita la voluntad política de nuestras autoridades locales y regionales para presionar a las autoridades nacionales con respecto a los puntos expuestos.





[1] Dicho argumento la sostienen en la siguiente publicación: Local y Global.          La gestión de las ciudades en la era de la información. Editorial Taurus. Madrid. 1997 (pág. 31).
[2] Para mayor detalle, véase la Ley aprobada en el banco de leyes del Congreso de la República: http://www.congreso.gob.pe/ntley/default.asp
[3] Op. cit. pág. 32


You Might Also Like

0 comentarios

Noticias en Facebook

Compilación reciente